Yam energías | 5 prácticas para disminuir tu cansancio laboral
Bienestar y vida saludable. Crecimiento y desarrollo personal. Gestión del estrés y desarrollo de habilidades. Sesiones, talleres y retiros. Coaching, Mindfulness, yoga, meditación.
Bienestar y vida saludable. Crecimiento y desarrollo personal. Gestión del estrés y desarrollo de habilidades. Sesiones, talleres y retiros. Coaching, Mindfulness, yoga, meditación.
2182
single,single-post,postid-2182,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,smooth_scroll,,,wpb-js-composer js-comp-ver-3.6.12,vc_responsive

Blog

estres

5 prácticas para disminuir tu cansancio laboral

  |   gestión del estrés, mindfulness
“La tranquilidad es para el cerebro lo que el sueño para el cuerpo”
Después del parón de las vacaciones de verano, me gustaría comenzar el nuevo curso publicando en el blog prácticas sencillas que todos podemos hacer y que nos benefician para seguir creciendo y desarrollándonos como personas libres y pacíficas capaces de crear la vida que queremos y nos merecemos.

Ya os dejé un post en el que os daba 6 pautas o ejercicios para hacer en la silla mientras estais trabajando sentados. Ahora, os dejo otros consejitos para mejorar el estado físico y mental los días duros de trabajo.

Algunos datos:

Aprender a silenciar la mente nos ayuda a ser más inteligentes. Veamos por qué.

Unos minutos de meditación equivale a horas de sueño para la mente. La relajación, visualización y la meditación contemplativa aumenta la capacidad de memoria hasta en un 25% y nos aporta mayor:

  • rendimiento
  • flujo sanguíneo
  • cociente intelectual
  • inteligencia emocional
  • conexión neuronal

Se generan ondas que benefician la regeneración celular.

40-50 minutos de meditación equivale a dormir 4 horas

Algunas investigaciones

Numerosas investigaciones evidencian que “silenciar” la mente a través de la meditación contemplativa aumenta el CI y en la Inteligencia emocional.

 

  • Se han realizado estudios a monjes budistas poniéndoles electrodos en la cabeza para medir la actividad cerebral mientras meditaban obteniendo algunos de los resultados indicados más arriba.

 

  • La Universidad de Stanford estudió la relación entre la meditación y la IE y el CI. Las personas objetos de estudio fueron examinadas unas semanas sin practicar meditación, y otras mientras realizaban técnicas de meditación. Los resultaron de la meditación fueron mejoras en la memoria reciente, resolver problemas de lógica, y pensar con más claridad. Al frenar la mente, se vuelve más eficaz. La mente cerebral es una especie de bola de conexiones electromagnéticas que necesita regenerarse, si no el sistema se sobrecarga.

Algunas recomendaciones para practicar en el trabajo:

 

1. Observa tu respiración.

Párate cada 50/60 minutos, cierra los ojos y durante un minuto céntrate tan solo en tu respiración, deja pasar cualquier pensamiento o preocupación que venga a la mente. Cuando haya pasado este minuto y estés relajado, vuelve al trabajo. Esto consigue que oxigenemos el cerebro y nos da mayor claridad de pensamiento para que podamos tomar decisiones conscientes y acertadas.

 

2. Libera tensiones

  • Inspira profundamente por la nariz y suelta el aire bruscamente por la boca. Haz varias repeticiones, tantas como necesites para liberar tensiones mentales y/ o emocionales.

 

  • Realiza la relajación progresiva de Jacobson que consiste en tensionar los músculos de cada zona del cuerpo para luego soltarlos lentamente.
    • Empieza a contraer los músculos de la frente y aflójalos poco a poco hasta relajarlos por completo, continúa por la cara, cuello y hombros, brazos y manos, primero un lado y luego el otro, piernas, espalda, tórax, abdomen.
    • Comprueba que los grupos de músculos se han relajado completamente.
    • Relaja la mente como si fuera otro grupo muscular y visualiza como los pensamientos se relajan como si fueran músculos.
Si no hacemos este tipo de parones, y nos dejamos llevar por las tareas del día, que en la mayoría de ocasiones son muchas, empezamos a respirar rápidamente y de forma superficial sin darnos cuenta. Esta respiración se centra sólo en la parte alta del pulmón, a la altura de las clavículas, de forma que no llenamos toda la capacidad pulmonar de oxígeno. Esto hace que el oxígeno no llegue al cerebro, y por tanto, no haya riego suficiente pudiendo hiperventilar (hay mareo porque no hay suficiente riego sanguíneo) o incluso perder, en casos extremos, el conocimiento. Sin llegar a estos extremos, no tener suficiente oxígeno en el cerebro disminuye la capacidad de tomar decisiones, nuestra capacidad de lógica, y aumenta la ofuscación, el estrés y la ansiedad.
No tener suficiente oxígeno en el cerebro disminuye la capacidad de tomar decisiones, nuestra capacidad de lógica, y aumenta la ofuscación, el estrés y la ansiedad.

3. La Secuencia de Tranquilización instantánea (STI):

Es una técnica muy sencilla y fácil de hacer. Solo tienes que practicarla en casa, recordarla e incorporarla en tu día a día.

  • No dejes de respirar. Recuerda que cuando estás nervios@ o acelerad@, tu respiración se entrecorta y va más rápida, haciendo que tu organismo no se oxigene correctamente y pueda llegar al colapso. Respira lenta y profundamente.
  • Sonríe, modula el cerebro: si sonreímos, una zona del cerebro interpreta que todo está bien y todo funciona.
  • Ten una postura erguida. Cuando estamos angustiados adoptamos posturas de defensa, haciéndonos más indefensos y trasmitiendo al cerebro peligro.
  • Localiza zonas en tensión del cuerpo y suéltalas. Cierra los ojos y localiza las zonas dónde has acumulado tensión: espalda, cuello, hombros, entrecejo, etc., y suéltalas.

 

4. Envía instrucciones a tu cerebro.

Repite mentalmente: Tranquil@, todo está bien y en calma, tantas veces como te des cuenta, o cada vez que venga un pensamiento negativo. El cerebro no distingue entre realidad o ficción, todo la información que pase a través de él, se lo toma como verdad.

  • Ayúdate a sentir que todo está bien  y visualízate en un momento agradable y en paz
  • Rodéate de personas, cosas y entornos agradables, decora la casa o la oficina según el feng shui, pon olores y colores agradables.
  • Adopta una postura de seguridad y tranquilidad, encogerse es igual a indefensión y peligro.
  • Bebe agua, así el cerebro creerá que todo está bien porque no hay situación de peligro, ya que puedo beber agua. Además, recuerda que nuestro cerebro funciona mejor hidratado.

 

5. Anclajes de Programación NeuroLingüística:

Busca una imagen y asóciala a un estado de paz, con una palabra y un gesto. Por ejemplo:

  • La imagen puede ser una flor, una planta, un árbol, la playa, una montaña.
  • La palabra puede ser paz, equilibrio, relax, amor, o cualquier otra que te induzca bienestar
  • El gesto puede ser cualquier gesto con la mano como juntar el dedo índice y pulgar (Guyan mudra o gesto de armonía), el puño cerrado o el puño cerrado con el dedo índice hacia arriba (como si indicáramos ok)

Repite esa palabra, gesto e imagen, induciéndote en un estado de paz tantas veces como puedas hasta generar un anclaje de paz. Cada vez que estés tenso o bloqueado, haz ese gesto y así volverás al estado de paz que has creado con el anclaje gracias a la asociación de ideas de nuestro cerebro.

En el siguiente post publicaré algunos consejos para buscar tu método de relajación

Jenifer Humanes

AUTHOR - Jenifer Humanes

Acompaño a las personas y organizaciones hacia su desarrollo personal y profesional a través de Mindfulness y Coaching ejecutivo. Defiendo una vida física, mental y emocional sana y productiva desde la responsabilidad y el cambio progresivo.